La mesa de trabajo de Mage – Episodio 1: Mezcla dinámica

- Posted January 21st, 2020 by

Artículo original de Dan from Techno Mage. Traducción al español por Pixel Guy.

Bienvenidos a La mesa de trabajo de Mage, una mini serie en la que hablaré de varios temas relacionados con la producción de audio; desde los secuenciadores (o trackers), hasta las DAW —y todo lo que haya en medio—. Mientras que puede ser que el material no siempre pueda ser aplicado directamente por ti, la meta de cada episodio es presentar técnicas de producción en una manera amplia y universalmente aplicable. En resumen: deberá de haber algo para casi cualquiera que trabaje con audio. Para la entrega inaugural, daremos un vistazo a cómo puedes utilizar la automatización para crear una mezcla refinada que evolucione a través del curso de tu canción.

Episodio 1: Mezcla dinámica


No todas las mezclas aprovecharán la automatización de la misma manera, pero se podría decir que la automatización tiene la capacidad de elevar tus canciones a otros niveles. Algunas personas prefieren trabajar la automatización en etapas tempranas del proceso de mezcla, mientras que otros optan por hacerlo una vez que los componentes esenciales han sido fijados. Teniendo en mente que ningún enfoque está mal, nos guiaremos por la segunda manera de hacer las cosas. Un buen lugar para comenzar es definir la diferencia entre una «mezcla dinámica» y una «mezcla estática».

Como su nombre lo indica, una mezcla estática es la versión sin «movimiento» de la mezcla de tu canción. Es una representación de cómo quieres que las partes de tu canción interactúen entre sí de manera global. Por ejemplo, si la parte del lead es la que tiene el papel más importante en tu canción —lo que tendría sentido—, tu mezcla estática tenderá a priorizar esa parte sobre el resto. De igual manera, las partes que provean soporte mantendrán una relación mayoritariamente auxiliar en relación con la parte principal. En una mezcla estática estas relaciones no tienen una alteración mayor a la de las dinámicas inherentes a la canción. Sin embargo, en el caso de una mezcla dinámica, las relaciones entre partes no son tan rígidas.

«… subiendo los controles de volumen hasta alcanzar la ganancia unitaria —también conocida como uinity gain—. Normalmente es representada como 0 dB.»

Para nuestros fines, una mezcla dinámica depende de tener una mezcla estática previamente hecha. Hablando de manera generalizada, ya deberás de saber dónde irá tu guitarra. Tendrás que saber qué tan distante tiene que sonar la batería. Asimismo, deberás saber qué tan presentes tendrán que estar los vocales. Una mezcla dinámica reconoce el esfuerzo que conllevan todas esas decisiones; pero dice respetuosamente: «Bueno, ¿y qué hay de este verso? ¿Qué tal esta frase? ¿Y este riff de aquí?». Mientras que la mezcla estática hace un excelente trabajo estableciendo las bases de la mezcla, no siempre puede ofrecer una respuesta universal a esas preguntas. Sin embargo, al utilizar automatizaciones, puedes crear un sonido más sensible y que se adapte a las necesidades de tu canción.

Una vez que tenemos las definiciones funcionales para ambos términos (mezcla estática y dinámica), veamos de qué trata la mezcla dinámica. Si te encuentras relativamente feliz con tu mezcla actual pero la misma depende de los controles de volumen de cada canal para determinar los niveles de salida; silencia cada canal por separado y toma nota de su nivel de salida promedio. Sube uno por uno los controles de volumen hasta alcanzar la ganancia unitaria —también conocida como uinity gain—. Normalmente es representada como 0 dB. Después utiliza algún plugin para reducir la ganancia a fin de ajustar cada canal a un nivel apropiado. Esto puede parecer como un montón de trabajo extra, pero aguanten. Sus esfuerzos no serán en vano.

Mezcla estática finalizada con mínimo procesamiento y sin automatización.

Lo siguiente que necesitaremos será un «Send» para la resonancia. Normalmente esto sería solo un plugin de resonancia en forma de un «bus de un solo canal» por el que pasarías otros canales en diferente cantidad. La forma en la que configuras la resonancia dependerá en gran medida de las necesidades de tu canción; aunque, por lo general, no es una mala idea hacer lo siguiente:

Acción Propósito
Remover la señal «seca».Evitar que se «amontone» con la señal principal.
Señal de regreso al «bus grupal» o en el «Máster».Mantener el control sobre las rutas (de la señal).
Reducir el nivel de respuesta de las frecuencias bajas de los canales.Mantener la parte grave de la mezcla libre de «suciedad».

Ahora dirige todas las partes que requieran resonancia al bus de resonancia y ajusta la cantidad del Send a tu gusto. Algunos canales pueden necesitar tan poco como 5 %, mientras que otros pueden llegar a ocupar tanto como un 75 %. Dado que tu resonancia vive despreocupadamente en su propio canal, puedes ajustar su volumen si lo crees necesario. Solo ten cuidado de no cambiarlo demasiado, ¡la resonancia puede tomar el control en la mezcla si se le permite!

Ahora es momento de considerar todas las partes activas en tu mezcla. Crea una lista en la que coloques todos los canales en dos categorías distintas: los elementos que se mantendrán constantes y aquellos que sabes que cambiarán. Para todo lo que esté en esta última categoría, asigna los siguientes efectos en el orden dado:

• Ecualizador*
• Reductor de ganancia

* Tiene que haber un recorte adicional en la ganancia antes de que añadas este efecto. Este corresponde al recorte hecho en la mezcla estática.
† Es posible que tu ecualizador también cuente con una función para reducir la ganancia. Si ese es el caso, puedes utilizar el mismo
plugin para ambas acciones.

«La forma en la que configuras la resonancia dependerá en gran medida de las necesidades de tu canción.»

«… dirige todos las partes que requieran resonancia al bus de resonancia y ajusta la cantidad del Send a tu gusto.»

Los clips de automatización —o automation clips— controlan el volumen, el contenido referente a las frecuencias altas y la resonancia.

El propósito de esta cadena de señales es darnos un poco de control sobre el volumen y las frecuencias altas. Como habrás imaginado, crearemos clips de automatización que controlen estos parámetros; además de crear uno para el Send de resonancia. Si estás trabajando con señal estéreo, crea un clip extra para separación de canales. Este parámetro puede estar ya incluido en el «Mixer» del programa que estés utilizando, aunque también es posible que requieras de un plugin adicional.

La pregunta que tenemos que hacernos ahora es: ¿Qué es lo que tiene prioridad? Cada sección debería de tener una «voz» principal y, en menor medida, una serie de voces que le den soporte. Para ilustrar esto, veamos como ejemplo una canción que tiene un uso muy marcado de las partes vocales. En esta clase de canciones, los vocales son resaltados en la mezcla. Sin embargo, es perfectamente imaginable el hecho de que habrá partes sin voz. Entonces, ¿qué pasa cuando la parte vocal sale de escena? ¿Tenemos que dejar el hueco de la parte vocal en nuestra mezcla? ¡Claro que no! Lo llenaremos con la parte que le siga en importancia. Dependiendo de la canción, esto significará el darle prioridad a la guitarra o introducir un nuevo sonido de sintetizador. Sobra decir que, en situaciones como esta, el tener un orden de operaciones es realmente útil.

Pero ¿para qué sirve todo esto? La respuesta es la «salsa secreta» de la mezcla dinámica: la ilusión de distancia. Digamos que queremos mover alguna parte «más atrás» en la mezcla. No queremos que suene más suave; queremos que suene como si estuviera más lejos. De igual forma, si queremos mover una parte hacia «adelante», necesitamos hacer que se sienta más cerca de nosotros. Todos estos componentes tienen un rol en nuestra percepción del espacio y la distancia. Da la casualidad que podemos utilizar nuestros recién creados clips de automatización para afectar directamente la percepción de nuestros escuchas.

En términos de cómo hacer uso de tus clips de automatización, la «fórmula» (que está anotada abajo) es bastante simple: si la parte en cuestión necesita moverse hacia adelante, el volumen, las frecuencias altas y la separación estéreo (si la estás utilizando) tienen que aumentar su cantidad a la vez que la cantidad de resonancia decrece. Si una parte necesita moverse hacia atrás, el volumen, las frecuencias altas y la separación estéreo tienen que disminuir a la vez que la cantidad de la resonancia aumenta. El punto límite hasta el que tendrás que ajustar los parámetros variará de sección a sección —y de canción a canción—; aunque puedes utilizar un valor de 50 % para representar el nivel base para cada parámetro en tu mezcla estática. En otras palabras, si dejamos los clips de automatización a 50 %, la mezcla sonará igual que si fuera estática. La única excepción a esto podría ser la automatización en el nivel de resonancia, ya que no es posible que todos los canales envíen el 50 % de su señal a través del bus de resonancia.

ParámetroHacia adelanteHacia atrás
VolumenAumentaDisminuye
Frecuencias altas AumentaDisminuye
ResonanciaDisminuyeAumenta
Separación estéreoAumentaDisminuye

Comparación entre un canal de onda de pulso aislado y sin automatización (primeros cuatro compases) y uno con automatización (últimos cuatro compases).

Comparación entre un canal de pulso en la mezcla global sin automatización (primeros cuatro compases) y uno con automatización (últimos cuatro compases).

Después de pasar un tiempo ajustando los parámetros en tu mezcla dinámica, puede que encuentres algunos desequilibrios que salgan a la luz durante el proceso. Llevar hacia adelante a un determinado canal puede ayudar a servir a los propósitos particulares de dicha parte, pero es posible que ahora se sienta un tanto separada del resto de la mezcla. Gracias a que nuestra mezcla estática inicial estaba configurada en una forma en la que dejamos todos los controles de volumen en 0 dB, ahora tenemos la libertad de tirar de esos controles y hacer grandes (o pequeños) cambios a la totalidad de la mezcla. Tener esta «mezcla estática secundaria» nos permite hacer cambios proporcionales en nuestra mezcla dinámica. Cada vez que muevas alguno de los controles hacia arriba o hacia abajo, los clips de automatización se moverán de manera recíproca. Es en esta última etapa de la mezcla donde realmente puedes ajustar todos tus efectos y finalizar todos los detalles. Tal vez necesites ajustar la automatización al mismo tiempo que los efectos; aunque, en este punto, ya deberás de estar frente una mezcla refinada que crece y se adapta manteniendo la consistencia al avanzar.

Comparación entre una mezcla estática sin procesar y una mezcla dinámica procesada alternando cada cuatro compases.

¡Gracias por leer este episodio de La mesa de trabajo de Mage! ¿Te gustaría compartirme tu propio ritmo de trabajo? ¿Tienes alguna pregunta sobre lo que se habló en este artículo? ¡Deja un comentario en esta página o mándame un mensaje en Discord! ¡No dejes de crear y no dejes de compartirlo!

Dig this article? Then consider supporting us on Patreon!